fbpx
Conectate con El Argentino

Salud

El lunes comienza la vacunación antigripal en la provincia de Buenos Aires

Es para personas gestantes, niños y niñas sanos de 6 a 24 meses de edad y quienes presentan factores de riesgo y tienen entre 24 y 36 meses.

Publicado hace

#

El Ministerio de Salud de la provincia de Buenos Aires informó hoy que a partir del próximo lunes 4 de abril comenzará la vacunación antigripal 2022 para personas gestantes, niños y niñas sanos de 6 a 24 meses de edad y quienes presentan factores de riesgo y tienen entre 24 y 36 meses.

Para reducir las complicaciones, hospitalizaciones, muertes y secuelas que puede provocar la infección por el virus influenza (gripe), las autoridades sanitarias convocan a embarazadas (en cualquier trimestre de la gestación) y a los niños y niñas de esas franjas etarias a vacunarse en cualquiera de los 1.732 vacunatorios regulares de la provincia (https://www.ms.gba.gov.ar/sitios/media/files/2022/03/Listado-de-Hospitales-Vacunatorios-Gripe.pdf).

Desde el Programa de Control de Enfermedades Inmunoprevenibles aclararon que si en años anteriores los niños y niñas no recibieron dos dosis de vacuna antigripal deberán dárselas este año, con un intervalo mínimo de cuatro semanas entre la primera y la segunda.

La campaña antigripal en la provincia de Buenos Aires comenzó el 25 de marzo con la convocatoria al personal de salud.

La cartera provincial señaló este viernes en un comunicado que luego de la vacunación pediátrica y de personas gestantes el cronograma continuará con mayores de 65 años, puérperas (preferentemente antes del egreso de la maternidad) y personas de 4 a 64 años con factores de riesgo.

Desde el ministerio aclararon también que las vacunas antigripales pueden aplicarse junto con cualquier dosis o refuerzo de la vacuna contra el coronavirus, sin necesidad de intervalo entre una y otra porque la combinación está probada y es segura.

Este año la vacuna antigripal tiene tres componentes, uno contra la influenza A H1N1, otro que previene la A H3N2 y por último, el componente de linaje B/Victoria.

Por otro lado, se indicó que quienes tengan factores de riesgo para gripe y concurran a vacunarse no necesitarán llevar prescripción médica, y en cambio se les pedirá que presenten cualquier documentación que certifique la existencia de enfermedades preexistentes.

Los factores de riesgo para recibir la vacuna antigripal son enfermedades respiratorias crónicas, asma moderada y grave, dolencias e insuficiencias cardíacas, enfermedad coronaria, reemplazo valvular y valvulopatías.

Además incluye cardiopatías congénitas, infección por VIH/sida. utilización de medicación inmunosupresora o corticoides en altas dosis.

A ello se suma tener inmunodeficiencia congénita, asplenia funcional o anatómica (incluida anemia drepanocítica), desnutrición grave, pacientes oncohematológicos y trasplantados, con tumor de órgano sólido en tratamiento, enfermedad oncohematológica, hasta seis meses posteriores a la remisión completa y trasplantados de órganos sólidos o precursores hematopoyéticos.

Otros factores de riesgo para gripe son la obesidad mórbida (con índice de masa corporal mayor a 40 Kg/m2), la diabetes, insuficiencia renal crónica en diálisis o expectativas de ingresar a diálisis en los siguientes seis meses y retraso madurativo grave en menores de 18 años de edad.

Seguir leyendo
Anuncio
Click para comentar

Deja un comentario

Salud

Casi el 60% de la población no se aplicó dosis de refuerzo contra la Covid-19

«Necesitamos que esta población se acerque a los vacunatorios. Hay que seguir estimulando la vacunación, a pesar de la baja percepción de riesgo de la población», había anticipado la ministra de Salud, Carla Vizzotti.

Publicado hace

#

el-argentino-diario-un-año-vacunación

Si bien más del 80% de la población argentina completó el esquema primario de vacunación contra la Covid-19, sólo el 40,7% se dio la primera dosis de refuerzo -la tercera vacuna-, una herramienta clave para fortalecer la producción de anticuerpos en el contexto de la nueva ola de casos que atraviesa el país, indicaron especialistas.

Al momento, el 89,7% de las personas residentes en el país inició su esquema de vacunación, el 81,6% lo completó y el 40,7% aplicó su primera dosis de refuerzo, según los últimos datos consignados por el Ministerio de Salud.

En la población mayor de 50 años, que es la que representa el 90% de las muertes por Covid, el 96,4% inició su esquema, el 94,2% lo completó y sólo el 67,2% aplicó su primera dosis de refuerzo.

En los adolescentes, la cobertura con esquema primario también es alta (el 92,4% inició su esquema y el 80,2% lo completó), pero la dosis de refuerzo es considerablemente menor: sólo se la aplicó el 29,2%.

Si bien la estadística contempla hasta la primera dosis de refuerzo, en Argentina se comenzó a aplicar un segundo refuerzo desde el 14 de abril.

En el Consejo Federal de Salud (Cofesa), se planteó que en esta primera etapa los grupos priorizados para el segundo refuerzo están conformados por personal de salud, personas de 50 años o más y de 12 años o más con inmunocompromiso que hayan recibido el primer refuerzo hace 4 meses o más.

«Lo que está sucediendo es que las jurisdicciones una vez que vacunaron a esa primera población objetivo están avanzando con las otras poblaciones; de modo que ya hay provincias que aplican el segundo refuerzo a la población general», explicó a Télam la médica infectóloga Florencia Cahn.

Y recordó que «el esquema primario o inicial para la mayoría de la población es de dos dosis, pero para mayores de 50 que habían recibido Sinopharm o personas inmunosuprimidas se considera el esquema inicial a las tres dosis».

«Una vez completado este esquema, para la aplicación del primer refuerzo hay que esperar cuatro meses y después otros cuatros meses más para la aplicación del segundo refuerzo. Esto tiene que ver con el período en el que se comienza a observar una caída de los anticuerpos», detalló.

En el caso de que la persona haya tenido Covid-19 «se pueden esperar hasta 90 días para darse el refuerzo pero si el paciente se vacuna antes no le va a hacer mal».

«Lo que sabemos es que el primer mes después de tener Covid hay una inmunidad generada por la infección por lo cual no tendría sentido vacunarse cuando te dan el alta», explicó.

En el Consejo Federal de Salud (Cofesa), se planteó que en esta primera etapa los grupos priorizados para el segundo refuerzo están conformados por personal de salud, personas de 50 años o más y de 12 años o más con inmunocompromiso.

Esta semana, en el marco del Cofesa, que integran la ministra de Salud de la Nación, Carla Vizzotti, y sus pares de las 24 provincias y la Ciudad de Buenos Aires, se consensuó iniciar la aplicación de dosis de refuerzo contra el coronavirus en la población de 5 a 11 años con vacunas de plataforma ARN (Moderna y Pfizer) que serán administradas, por lo menos, 120 días después de completado el esquema de inmunización inicial.

el-argentino-diario-vacunacionpediatrica
el-argentino-diario-vacunacionpediatrica

La medida contó con el apoyo científico de la Sociedad Argentina de Pediatría (SAP), cuyos especialistas indicaron que «ya se cuenta con suficiente información sobre la seguridad de estas vacunas en chicas y chicos». Y pusieron como ejemplo el caso de Chile y Estados Unidos, «donde se ha avanzado en la autorización de refuerzos para esta población», informó la cartera sanitaria en un comunicado.

Al día de hoy en esta población (de 3 a 11 años) el 80,3% inició su esquema y el 63,6% lo completó.

Con las vacunas disponibles, la falta de aplicación de las dosis de refuerzos es un tema que preocupa a los especialistas de distintas áreas y también a las carteras sanitarias nacional y de las jurisdicciones.

Durante el anuncio de la aplicación de la segunda dosis, Vizzotti resaltó la importancia de la primera dosis de refuerzo y remarcó que «todavía hay 14 millones de personas que completaron su esquema inicial hace más de cuatro meses y no se lo aplicaron».

«Necesitamos que esta población se acerque a los vacunatorios. Hay que seguir estimulando la vacunación,

Conforme al último reporte del Ministerio de Salud, que se actualiza los domingos, la semana del 15 al 21 de mayo se notificaron 43.487 casos de coronavirus, lo que representa un 27,9% más de la semana anterior (33.989).

Si bien hay un aumento de los reportes, esa cifra representaba una desaceleración de los contagios respecto de la semana previa (del 8 al 14 de mayo), cuando los casos habían crecido un 92,61% respecto de los siete días previos (17.646 se habían reportado entre el 1 y el 7).

Anuncio
Seguir leyendo

Las más leídas