fbpx
Conectate con El Argentino

Deportes

Real Madrid: una máquina de ganar campeonatos

El Merengue multicampeón de todo se adjudicó por quinta vez el Mundal de Clubes. Mirá la lluvia de goles.

Publicado hace

#

Real Madrid se adjudicó esta tarde por quinta vez una edición del Mundial de Clubes de fútbol que organiza la FIFA, al derrotar en la definición a Al Hilal, de Arabia Saudita, por 5-3, en un encuentro plagado de emociones y equivocaciones por parte de los dos conjuntos.

En el estadio Príncipe Moulay Abdallah de la ciudad de Rabat, en Marruecos, el conjunto ‘merengue’ que orienta el DT italiano Carlo Ancelotti prevaleció sobre su par asiático que dirige el riojano Ramón Angel Díaz, que había sorprendido al Flamengo en una de las semifinales.

Imagen

Vinicius Junior, la verdadera figura del partido, marcó un doblete y repartió una asistencia. El mediocampista uruguayo Federico Valverde también anotó por duplicado y el delantero francés Karim Benzemá logró un tanto en el arranque del segundo período para encarrilar la victoria.

En el elenco árabe, el gran referente resultó el delantero cordobés Luciano Vietto. El exjugador de Racing Club también marcó en dos ocasiones, mientras que el primer gol fue anotado por el maliense Moussa Marega.

Desde el arranque se advirtió que la propuesta intensa del Real Madrid podía infringirle problemas a una desajustada defensa árabe que no dudaba en abroquelarse atrás, pero que poco podía hacer ante la velocidad y eficacia de los arietes madridistas.

Imagen

A los 13m., el brasileño Vinicius Junior aprovechó un pase de magia suministrado por Benzemá y definió ante la salida del arquero rival para abrir la cuenta. Cinco minutos más tarde, el uruguayo Valverde tomó un rebote en el área y clavó su especialidad: el remate fuerte y colocado que dejó sin asunto al guardavallas Al Muaiouf. 2-0, a los 18 minutos y la historia parecía concluida.

Imagen

Una distracción ‘premium’ de la defensa española (los agarraron con un solo jugador y en línea, luego de ejecutar un tiro de esquina a favor) le permitió al conjunto de Ramón Díaz achicar las cifras, con una buena resolución de Marega.

Pero apenas comenzado el segundo tiempo, a los 9m., una nueva asistencia de lujo del brasileño Vinicius Junior halló a Benzemá en el área para facturar.

Por jerarquía individual y funcionamiento colectivo, Real Madrid era más y anotó el cuarto, con una exquisita aparición de Valverde, a los 13m.

El equipo árabe descubrió que Real Madrid también se equivocaba atrás y puso en funcionamiento la rapidez y contundencia de Vietto, quien a los 18m. logró el descuento 2-4, con una buena definición ante la salida del ucraniano Lunin.

El conjunto ‘merengue’, cuyo anterior título databa de 2018, amplió las cifras, con un remate ajustado de Vinicius Junior, luego de una muy buena maniobra individual que había empezado el mismo brasileño.

Imagen

Y un rato después, el exjugador de Racing Club apareció nuevamente en el área y sacó renta máxima de una desinteligencia del Real Madrid en el área para concretar su doblete y darle la chapa decisiva al cotejo.

Imagen

Entonces fue tiempo para que los minutos del reloj transcurriesen y para que el elenco español se quedara con un nuevo título, como suele ocurrir. Jugando bien o mal, con rendimientos superlativos y otros que no lo fueron tanto, el equipo de Carlo Ancelotti se subió a un nuevo festejo.

Seguir leyendo
El Argentino
Click para comentar

Deja un comentario

Campeones ⭐️⭐️⭐️

Messi en el Madre de Ciudades: no fue magia

Santiago del Estero y el país Federal.

Publicado hace

#

Por Daniel Olivera

“Cómo es posible que una provincia pobre gaste en construir estadios, pistas de Moto GP, o en llevar hoteles 5 estrellas”. Con esta muletilla propia de un Domingo Faustino Sarmiento, la rancia mentalidad centralista, unitaria y porteña tachó, tacha y tachará cualquier atisbo de progreso que asome desde el Gran Norte Argentino. Esa tierra bárbara que a los ojos de la porteñitud sólo puede “fabricar pobres y atraso”.

A comienzos del siglo XXI Santiago del Estero integraba ese lote estereotipado. Una larguísima historia de desgobiernos caudillistas (el de Carlos Juárez el más emblemático), intervenciones federales esquizofrénicas, cuentas fiscales al rojo vivo, y una deuda social que para 2001-2002 arrojaba la escalofriante suma del 70% de la población sumida en la pobreza y la indigencia.

Y como patentó Cristina Kirchner, no fue magia. En medio del incendio del crac de la Convertibilidad apareció -primero como intendente de Santiago Capital y después como gobernador- un radical “distinto”. Capaz de sanear las cuentas en rojo y de tejer una alianza con el kirchneris      mo nonato. Tan así se escribió la historia, que Néstor Kirchner no quiso saber nada con Gerardo Zamora y su Frente Cívico. Lo enfrentó y perdió. Recién ahí valoró a ese santiagueño de mirada impertérrita, modales suaves y convicciones férreas.

A partir de esa alianza política estratégica, los Kirchner tuvieron en Santiago del Estero a su aliado más leal del Norte Grande. Tan así es, que Cristina quería que Zamora fuera su vice en la elección de 2007. Néstor se quedó con Cobos (en ese experimento fallido que fue la Transversalidad) y le erró feo. Cobos tenía la traición a flor de piel.

Con la ayuda de la revolución de la soja transgénica que amplió las fronteras cultivables hacia Santiago y las generosas partidas de fondos nacionales, la provincia poco a poco fue mejorando en infraestructura (rutas, embalses, hospitales y escuelas) y abandonando el lote de las rezagadas a la hora de medir el PBI por cápita.

Tan brutal fue el salto, que Santiago del Estero fue la provincia argentina que más creció – su PBI-  en los 17 años que transcurrieron entre 2004 y 2021.

El Censo marcó el año pasado que Santiago pasó por primera vez el millón de habitantes y las llamadas “Torres Gemelas” (donde funcionan los ministerios de Educación y Economía) son los únicos “rascacielos” del NOA. No es el único récord: en la “era” Zamora, se construyeron más de 70 mil viviendas y casi un millar de escuelas y centros de salud.

La construcción de la pista de Moto GP y el aeropuerto internacional en Termas de Río Hondo dio inicio a un ciclo de obras públicas planificadas para trascender. Pero fue la construcción -en plena pandemia-  del Estadio Madre de Ciudades la obra que generó más polémicas puertas afuera de Santiago.

La castigaron por ser inoportuna y extemporánea. Pero Zamora resistió las críticas con un argumento demoledor: Santiago debe pensar en grande. En ser, eventualmente sede de la Copa del Mundo de 2030. O ser la plaza deportiva más valiosa del Norte Grande.

Y tuvo a la fortuna de su lado. El 18 diciembre del 2022 un tal Lío Messi condujo a la Scaloneta a la gloria en Qatar.

Poquito más de 3 meses después, todos los sueños confluyeron a orillas del puente carretero que une Santiago capital con La Banda.

Una vez más, y contra todos los pronósticos, Santiago siguió el consejo del filósofo Emerson: “No vayas por donde el camino te lleva. Ve por donde no hay camino, y deja un sendero”.

Informe Matías Lara

Seguir leyendo

Las más leídas