fbpx
Conectate con El Argentino

Análisis

Humedales y política: más allá del ecocidio

Por Carlos del Frade.

Publicado hace

#

Por Carlos Del Frade

La discusión por la ley de humedales revelará el grado de resignación de los partidos tradicionales ante la hegemonía de los factores de poder económicos o volverá a plantar la verdadera finalidad de la política como herramienta de transformación y no de gerenciamiento.

Casi la cuarta parte del territorio nacional es lo que está en discusión. Se defiende los bienes comunes o una vez más se asiste al grotesco espectáculo de la imposición de los privilegios por encima de las grandes mayorías.

Los primeros proyectos sobre ley de humedales aparecieron hace veinte años, como consecuencia de las grandes movilizaciones de 2001. Después de cientos de miles de hectáreas quemadas, de un escuálido 0,13 por ciento destinado al presupuesto del ministerio de Ambiente y la profundización del modelo extractivista, defender los humedales es una desesperada acción en defensa propia, casi una última reacción ante los verdaderos responsables del desastre que afronta la biodiversidad y, por lo tanto, también la salud pública.

Habrá que analizar en detalle el comportamiento de los bloques legislativos y el rol final que desempeñen las organizaciones ambientalistas. Los temas estructurales como propiedad de la tierra, los puertos y los bienes comunes aparecen en situaciones extremas.

Ojalá que los grandes partidos de origen popular recuerden aquellos inicios en los que cuestionaban la ferocidad del capitalismo cada vez más expuesta y brutal. A lo que hay que agregar una profundización del rol colonial ante los Estados Unidos y su mediático embajador, Marc Stanley.

La suerte de las mayorías argentinas está íntimamente ligada a la recuperación de la política de su función de defensa de las diferentes soberanías, entre ellas, la soberanía ambiental.

Del debate sobre la ley de humedales amanecerá una nítida fotografía de los límites de la política y quizás sea el momento en las izquierdas de los espacios tradicionales vayan construyeron por afuera de cáscaras vacías.

Seguir leyendo
El Argentino
Click para comentar

Deja un comentario

Análisis

El otro triunfo de Argentina, 1985

Por Víctor Bassuk

Publicado hace

#

Por Víctor Bassuk

La película Argentina, 1985 viene recibiendo buenas críticas, ovaciones en festivales y se perfila para conformar una de esas que cada uno guarda en el Top 100 de sus afectos. Durante la semana de estreno, 1 de cada 2 espectadores la eligieron ¿Cómo puede ser?

Si las grandes cadenas multinacionales de salas se negaron a darle pantalla, ya que Amazon Prime (socio en la producción de esta película) la iba a pasar en su plataforma en solo 3 semanas. Es decir, si la película es un éxito, como todo lo augura, las salas iban a dejar de ganar mucho dinero. Resalto “dejar de ganar” ya que, de ningún modo el esquema comercial de las películas podía representar pérdida para los dueños de salas.

La consecuencia sorpresiva de este conflicto fue que las salas independientes y la cadena Atlas cuyos dueños son de acá, salieron en apoyo de esta película nacional y sumaron inmediatamente 230 salas en todo el país por fuera de los circuitos de las grandes multisalas extranjeras.

El resultado es que el público llenó todas y cada una de las butacas de las salas donde se proyecta Argentina, 1985.

Este logro arrasa con algunos mitos instalados en el negocio del cine como que solo existe lo que se exhibe en los puntos de venta hegemónicos, porque la gente va a consumir pochoclos y gaseosas y, de paso, ven una película. 

Una dichosa sorpresa fue el discurso que pronunció el director de Argentina, 1985 en el estreno. Un cineasta de apellido que difícilmente podemos vincular a los intereses populares, asociado con una productora emblema del cine hollywoodense, pidió por la sanción de una ley que prorrogue los fondos que van a sostener nuestras expresiones culturales mas independientes. Contra toda profecía, parece que algo admirable está sucediendo en nuestro país.

La película rescata la figura de Strassera y Moreno Ocampo. El sector cinematográfico rescata la valentía de nuestros exhibidores locales. Hoy, el cine y los espectadores argentinos, como Sergio Chiquito Romero en el 2014 frente a Holanda, nos convertimos en héroes.

Seguir leyendo

Las más leídas