fbpx
Conectate con El Argentino

Mundo

Ómicron: Biden aseguró que es un «deber patriótico» vacunarse

El mandatario alertó, además, que las nuevas variantes de la Covid-19 pueden causar más muertes que las anteriores.

Publicado hace

#

El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, aseguró este martes que su país está «preparado» frente a la variante Ómicron del coronavirus y repitió que no hay motivos para «alarmarse», al menos para los estadounidenses vacunados.

«Esto no es marzo de 2020, estamos listos», afirmó el mandatario.

«Todos deberíamos estar preocupados por Ómicron» pero «no alarmardos», dijo en un discurso televisado desde la Casa Blanca, y agregó: «Esto no es marzo de 2020, estamos listos».

Hay «tres grandes diferencias» con el inicio de la pandemia: la existencia de las vacunas, la abundancia de equipos de protección individual para el personal de salud que debe lidiar con el flujo de personas sin vacunar en los hospitales, y el saber acumulado sobre el virus, dijo Biden.

El mandatario advirtió, sin embargo, a quienes no están completamente vacunados que tienen «buenos motivos para estar preocupados» y que es su «deber patriótico» inmunizarse. «Quienes decidan no vacunarse son responsables de sus propias decisiones, pero estas decisiones son alimentadas por la desinformación en la televisión y las redes sociales», lamentó.

En este sentido, Biden denunció el comportamiento «inmoral» de algunas empresas que generan beneficios al permitir la difusión de mentiras «que pueden matar a sus propios clientes». El mandatario alertó, además, que las nuevas variantes de la Covid-19 pueden causar más muertes que las anteriores.

La nueva variante generó el 73,2% de los nuevos contagios en EE.UU.

«Cuanto más tiempo esté el virus, es más probable que se formen nuevas variantes, que pueden ser más mortales que las anteriores», razonó el mandatario.

Más temprano, la vocera del gobierno, Jen Psaki, había anticipado que el hilo del discurso radicaría en defender las pruebas de diagnóstico, la capacidad de vacunación reforzada y medios suplementarios para los hospitales, pero sin nuevas restricciones antes de Navidad. «No es necesario confinar nuestras escuelas ni nuestra economía», aseguró un alto responsable de la Casa Blanca, antes del discurso presidencial.

La comunidad científica internacional aún no está ciento por ciento segura de si Ómicron provoca una enfermedad más severa, pero sí de que las vacunas deberían ofrecer una buena protección contra cuadros clínicos complicados y evitar muertes.

El Gobierno prevé desplegar en hospitales otros 1.000 médicos de las Fuerzas Armadas, así como personal médico federal en algunos de los estados más afectados por el actual pico de invierno: Michigan, Indiana, Wisconsin, Arizona, New Hampshire y Vermont.

También planea enviar a los centros de salud más respiradores y equipos de la reserva nacional, además de aumentar la capacidad de los hospitales para atender a pacientes infectados, dijo el funcionario.

Asimismo, el Gobierno comprará 500 millones de test rápidos de coronavirus que las personas pueden hacerse en sus domicilios para todos aquellos que los requieran a través de una página de internet creada a tal fin. Los test estarán disponibles desde el mes que viene y llegarán a los hogares por correo, dijo el funcionario.

También se abrirán más centros públicos de testeos y de vacunación, con cientos de empleados adicionales. La nueva variante, una mutación detectada a principios de noviembre en Sudáfrica, fue responsable de 73,2% de los nuevos contagios de Covid-19 en Estados Unidos la semana pasada.

Estados Unidos, que ya acumula más de 800.000 muertos por coronavirus -una cifra sin parangón en el mundo-, enfrenta desde hace semanas un aluvión de casos, que ya promedian los 126.000 diarios, 45% más que hace un mes.

Las hospitalizaciones se sitúan alrededor de las 67.000, un 40% más que hace un mes, y la ocupación de camas en salas de terapia en torno a 78%, y uno de cada cinco internados en ellas tiene Covid-19. Las muertes promedian las 1.300, un aumento de 12% comparado con el mes anterior.

«Creo que nadie esperaba que se propagara tan rápidamente», afirmó Biden en su alocución. El presidente también declaró que «considera» levantar las restricciones de viaje para ocho países africanos, el continente en donde apareció por primera vez la variante, ya que Ómicron se encuentra ahora en el mundo entero.

«Sé que están cansados, y sé que están frustrados, todos queremos que acabe (la pandemia), pero seguimos inmersos en ello», concluyó. En un reflejo de lo difundido que está el virus, en las horas previas a este discurso el alerta por un posible contagio llegó hasta el mismo Biden.

La Casa Blanca dijo anoche que el presidente había estado en estrecho contacto con un miembro del personal de la Casa Blanca que luego dio positivo en coronavirus. El contagiado estuvo media hora cerca de Biden en el avión presidencial Air Force One durante un vuelo el viernes pasado.

El infectado estaba vacunado con dos dosis y con una de refuerzo y dio positivo ayer, dijo Psaki. La vocera dijo que Biden dio negativo dos veces desde el domingo y que se testará otra vez mañana. El presidente no tiene que hacer cuarentena, dijo la vocera, citando las recomendaciones de la autoridad sanitaria federal.

El Argentino
Seguir leyendo
El Argentino
Click para comentar

Deja un comentario

Judiciales

EEUU sanciona por corrupción al vicepresidente de Paraguay y al ex mandatario Horacio Cartes

Declarados ambos «significativamente corruptos» el año pasado, un nuevo comunicado del Departamento de Estado de EEUU y una conferencia del embajador, Marc Ostfeld en Asunción sirvieron ahora para detallar las sanciones.

Publicado hace

#

Estados Unidos anunció hoy sanciones contra el vicepresidente de Paraguay, Hugo Velázquez, y contra el expresidente Horacio Cartes, por la participación de ambos en “la corrupción sistémica que ha socavado las instituciones democráticas”, medidas que implican el bloqueo de todos los activos y propiedades que puedan tener bajo soberanía estadounidense.

Declarados ambos «significativamente corruptos» el año pasado, un nuevo comunicado del Departamento de Estado de EEUU y una conferencia del embajador, Marc Ostfeld en Asunción sirvieron ahora para detallar las sanciones.

Las penalidades abarcan también a “cuatro entidades de propiedad o controladas por Cartes: Tabacos USA Inc, Bebidas USA Inc, Dominicana Acquisition SA y Frigorífico Chajha SAE”, sancionadas en base a la Ley Global Magnitsky de Responsabilidad por los Derechos Humanos “y se dirige a los perpetradores de abusos graves contra los derechos humanos y corrupción en todo el mundo”, señaló el comunicado de EEUU.

Velázquez es acusado de «interferir en procesos legales» y de maniobrar para protegerse de potenciales investigaciones, con sobornos o amenazas «a quienes pudiesen exponer su actividad criminal», informó el Gobierno estadounidense en el texto.

En cuanto Cartes, el documento afirma que «durante más de una década, aprovechó su riqueza e influencia adquiridas ilícitamente para expandir su poder político y económico sobre las instituciones paraguayas».

«La carrera política arrancó y continua dependiendo de medios corruptos», agregó el texto, que da cuenta de sobornos de hasta 10.000 dólares para lograr su designación como candidato presidencial del Partido Colorado.

En 2017, destinó 1 millón de dólares de su fortuna para «comprar» los votos de diputados e intentar una reforma constitucional que le abriese la puerta a un segundo mandato.

Fracasada esta reforma, y ya fuera de la Presidencia, habría intentado mantener su influencia con pagos continuados que en algunos casos alcanzan los 50.000 dólares al mes.

En esta línea, el secretario de Estado estadounidense, Antony Blinken, aseguró que «Estados Unidos está con el pueblo de Paraguay» y seguirá apoyando a sus «socios» en las instituciones locales para «combatir la corrupción y defender el Estado de Derecho».

Pese las calificaciones del año pasado, Velázquez sigue siendo el número dos del país y hoy volvió a negar la chance de una renuncia, en tanto Cartes -al mando del país entre 2013 y 2018- asumió hace apenas días la titularidad del gobernante Partido Colorado, después de ganar las internas de diciembre al mandatario Mario Abdo Benítez.

“Las acciones de hoy refuerzan las designaciones públicas de Cartes y Velázquez por parte del Departamento de Estado por corrupción significativa en 2022, lo que demuestra nuestro compromiso continuo de combatir la corrupción sistémica, abordar la captura del Estado, reforzar las instituciones democráticas y promover la rendición de cuentas en Paraguay”, señaló Washington.

Además, la Oficina de Control de Activos Extranjeros (OFAC por su sigla en inglés) señaló que ambos dirigentes tienen vínculos con integrantes de Hezbollah, una organización considerada terrorista por EEUU.

«El grupo guerrillero ha realizado regularmente eventos privados en Paraguay donde los políticos hacen acuerdos por favores, venden contratos estatales y discuten los esfuerzos de aplicación de la ley a cambio de sobornos. Representantes tanto de Cartes como de Velázquez han cobrado sobornos en estas reuniones», dijo la OFAC.

Velázquez ofreció hoy una conferencia de prensa para rechazar las acusaciones.

«No voy a renunciar; me debo al pueblo paraguayo. Si yo no tengo ningún proceso penal en Paraguay, ¿cómo voy a renunciar por una denuncia que no tengo idea de dónde sale ni tengo claro sus motivaciones?», contestó el vicepresidente a la pregunta si dejará el cargo.

Dijo también que las acusaciones de EEUU son «descabelladas» y las rebatirá ante la justicia.

«Voy a recurrir a los tribunales de EEUU porque estas acusaciones que me hacen no tengo idea de dónde vienen, es totalmente falso, es una denuncia descabellada», afirmó, según la agencia Sputnik y el sitio del diario Última Hora.

Aclaró finalmente que no tiene cuentas ni bienes en EEUU. “No hago negocios con empresas ni ciudadanos estadounidenses», dijo.

A su turno, Cartes dejó en manos de su abogado Pedro Ovelar su defensa.

El Argentino

«Estamos convencidos que se van a revocar ambas sanciones. Mi representado está siendo perseguido injustamente», afirmó Ovelar, que consideró a las denuncias “injustas y carentes de fundamentos y pruebas”.

Llamó la atención sobre el hecho de que “las sanciones provienen de un sector, sobre supuestos hechos ocurridos en Paraguay, pero que no hay ningún proceso en su contra” en el país y advirtió que las palabras de Ostfield “violan la presunción de inocencia y la legítima defensa establecida en la Constitución nacional”.

“Intentaron destruir políticamente desde julio (del 2022) a (Horacio) Cartes y no lo han logrado”, manifestó.

Seguir leyendo

Las más leídas