fbpx
Conectate con El Argentino

Mundo

El joven argentino baleado durante un robo en Miami continúa «conectado a un respirador»

En tanto, el departamento de policía de la zona continuaba esta tarde con la búsqueda del sospechoso y ofrecía una recompensa de 5 mil dólares a quien aporte información para dar con él.

Publicado hace

#

El joven argentino de 25 años que fue herido de un balazo en el abdomen durante un asalto en una calle de la ciudad estadounidense de Miami continuaba hoy internado en un hospital local y «conectado a un respirador», aunque amigos de la víctima sostienen que «lo peor ya pasó».

En tanto, el departamento de policía de la zona continuaba esta tarde con la búsqueda del sospechoso y ofrecía una recompensa de 5 mil dólares a quien aporte información para dar con él.

«Está estable y sigue conectado a un respirador. Ya lo han operado. Ha tenido cinco operaciones. Esperamos que en el día de hoy o mañana ya pueda respirar por sus medios», contó hoy a Todo Noticias Darío, amigo de Ignacio Gallardo (25), el joven estudiante de Arquitectura.

El hecho tuvo lugar la madrugada del 21 de julio, cuando Gallardo conversaba con un amigo sobre las escaleras linderas a la puerta de su domicilio, en la calles 8th y Michigan Court, en la mencionada ciudad del estado de Florida, donde fueron interceptados por un desconocido que le pidió dinero.

A pesar de que Gallardo le entregó un dólar, el sospechoso sacó un arma de su cintura y le disparó tres veces en el estómago, según se observa en un video captado por una cámara de seguridad.

El joven, que vive en la ciudad de Miami, fue trasladado al hospital Memorial Jackson, donde hasta esta tarde permanecía en estado «delicado».

«Creemos y confiamos que lo peor ya pasó. Es cuestión de tiempo que atrapen a este asesino. Y que Ignacio pueda estar bien y nuevamente con nosotros, como era antes», afirmó Darío y agregó que «Ignacio se había ido a vivir a Miami para progresar en la vida».

«Él es un chico muy bueno, de muy buena familia. Emprendedor, siempre alegre, un pibe de oro», describió.

Por su parte, el departamento de policía de Miami estableció una recompensa de 5 mil dólares para quienes aporten datos que ayuden a esclarecer el crimen, a la vez que difundió hoy un identikit del sospechoso a través de las redes sociales, donde fue descripto como «un hombre de 28 a 32 años con rasgos hispánicos» y que su altura se encuentra entre «1,65 metros y 1,72 metros».

Los voceros policiales especificaron que el prófugo es de «contextura mediana» , que su cabello es «corto, ondulado con desvanecimientos en los lados y de color castaño oscuro con puntas claras».

Además, agregaron que el presunto autor del hecho tiene «un tatuaje en el lado derecho de su cuello con símbolos de la cultura china o japonesa».

Al momento del ataque, el agresor vestía una campera ligera negra con una línea roja en sus mangas y pantalones largos deportivos, según pudieron reconstruir los policías a partir de las declaraciones de testigos.

Seguir leyendo
El Argentino
Click para comentar

Deja un comentario

Mundo

Imágenes sensibles: brutal explosión en Guayaquil

Al menos cinco personas murieron y otras 26 resultaron heridas. El gobierno de Ecuador atribuyó el hecho al narcotráfico.

Publicado hace

#

Cinco personas murieron y otras 26 resultaron heridas hoy a causa de una explosión en Guayaquil, que el gobierno de Ecuador atribuyó al crimen organizado que golpea al país, informaron autoridades y organismos de socorro.

«Mercenarios del crimen organizado, que han narcotizado la economía durante mucho tiempo, ahora atacan con explosivos; no es un problema de la Policía de Ecuador, es una declaración de guerra al Estado», escribió en Twitter el ministro del Interior, Patricio Carrillo, al compartir la noticia, informaron el diario El Universo y la agencia de noticias AFP.

La alcaldesa de Guayaquil, Cynthia Viteri, afirmó que se trató de «un atentado provocado por bandas criminales» y reclamó al presidente Guillermo Lasso que «tome las debidas cartas en el asunto», según el diario guayaquileño El Comercio.

Por la tarde, la Municipalidad de Guayaquil elevó de 16 a 26 la cantidad de heridos por la explosión y aclaró que 10 de ellos estaban en «estado crítico».

La explosión, cuyas causas no habían sido precisadas por las autoridades hasta esta tarde, afectó también a ocho viviendas y dos autos, que quedaron destruidos, de acuerdo con el Servicio Nacional de Gestión de Riesgos (SNGR). Fue una «explosión de proporciones», indicó a través de Twitter la Policía.

El Comercio describió que «la explosión fue tan potente que destruyó gran parte de tres viviendas»; que «los postes y los cables del alumbrado público también cayeron al piso», y que «varios vehículos que estaban en la calzada terminaron totalmente afectados».

Según testigos citados por el periódico, inmediatamente antes de que se escuchara la explosión se produjo un tiroteo entre grupos de personas a bordo de motocicletas y luego algunos de ellos arrojaron una bolsa de arpillera al local de un comercio de comidas. «Allí habrían estado los explosivos que detonaron segundos después», dijo el diario.

La Policía inició había iniciado una búsqueda -que incluía la revisión de las imágenes de las cámaras de seguridad de la zona- para dar con los autores del atentado y el Ministerio del Interior ofreció una recompensa de 10.000 dólares para quienes pudieran suministrar información valiosa sobre el incidente.

Ecuador, ubicado entre Colombia y Perú, los mayores productores de cocaína del mundo, enfrenta una oleada de criminalidad vinculada al tráfico de drogas, que deja escenas de terror con cuerpos decapitados y colgados de puentes al estilo de la modalidad utilizada por los carteles narcos de México.

Los enfrentamientos se extienden hasta las cárceles, donde desde febrero de 2021 se produjeron siete matanzas con cerca de 400 reos muertos. «O nos unimos para enfrentarlo (al crimen organizado) o el precio será aún más alto para la sociedad», advirtió Carrillo en su mensaje.

El más reciente reporte de la Oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (Unodc), publicado en junio, indica que Ecuador en 2020 decomisó 6,5% del total de la cocaína incautada en el mundo.

En 2021, Ecuador incautó el récord de 210 toneladas de droga, la mayoría cocaína. En el primer semestre de este año, los decomisos superan las 100 toneladas. El año pasado la nación, con 18 millones de habitantes, cerró con una tasa de 14 asesinatos por cada 100.000 personas, casi el doble que en 2020.

Seguir leyendo

Las más leídas