fbpx
Conectate con El Argentino

Judiciales

Caso Belsunce: la madre de Pachelo preguntó si tendría «problemas penales» por mentir

El testigo mantuvo una conversación con la madre de Pachelo, Silvia Ryan, semanas antes de su trágica muerte.

Publicado hace

#

Uno de los testigos que declararon en el juicio por el crimen de María Marta García Belsunce, en el cual también se debate la participación de Nicolás Pachelo en nueve robos a distintos countries, aseguró este miércoles que la madre del exvecino de Carmel le consultó, tiempo antes de suicidarse, si tendría algún problema penal si declaraba mentiras en relación a su hijo.

Durante su declaración, Roberto Aranda (63), de profesión abogado, contador y actual gerente general del Tortugas Country Club, aseguró que conoció a Silvia Ryan, madre de Nicolás Pachelo (46), con quien tuvo relación a través de trabajar en la tosquera de Pilar, propiedad de Roberto Pachelo.

«Ryan administraba y controlaba la explotación de la tosquera cuidando los intereses de Nicolás. Yo trabajaba con ella en la rendición y la facturación», dijo Aranda, uno de los testigos en la audiencia 24° del juicio, frente a los jueces Federico Ecke, Osvaldo Rossi y Esteban Andrejin, a cargo del Tribunal Oral en lo Criminal (TOC) 4 de San Isidro.

El hombre señaló que trabajó hasta 1999 en la tosquera de la familia Pachelo y que luego de ese año se cruzó dos veces más con Ryan, con quien tenía una muy buena relación y a la que describió como una mujer «con mucha personalidad y fuerte».

Ante la consulta del fiscal Andrés Quintana de dónde y en qué contexto fueron estas dos veces que la vio, Aranda dijo que la primera fue en el 2002 y la última en marzo de 2003, en un bar de la zona del barrio porteño de Retiro.

«Yo estaba trabajando y escucho una voz particular que reconocía. Ella se acercó, me saludó y me preguntó cómo me iba. Le dije que bien porque había avanzado en ese momento en la carrera penal de derecho», recordó.

Frente a su respuesta, la madre de Pachelo le reconoció que estaba «muy angustiada y mal» por todos los problemas penales de su hijo Nicolás, que en ese entonces estaba señalado como uno de los sospechosos de haber asesinado a García Belsunce.

«Me preguntó si llegaba a mentir, si podía tener algún problema penal, y le dije que los parientes directos no podían declarar contra de sus familiares. En ese momento se puso a llorar, pero no me contó porqué me dijo eso», reconoció Aranda.

Tras ese encuentro, al poco tiempo el testigo recibió un llamado en el cual le avisaron que Ryan se había suicidado y que necesitaban contactarse con su hijo Nicolás, del que no tenía contacto en ese tiempo.

«No pasó mucho entre la charla y el suicidio», reconoció Aranda, sobre la muerte de la madre de Pachelo. Durante su testimonio, Pachelo se encontraba escuchando atentamente el relato y haciéndoles comentarios a sus defensores Roberto Ribas, Marcelo Rodríguez Jordán y Raquel Pérez Iglesias.

Silvia Ryan se suicidó el jueves 29 de mayo de 2003 al arrojarse desde una ventana de su domicilio del piso 11 del edificio ubicado en Avenida Del Libertador 185, del barrio porteño de Retiro.

La mujer dejó tres cartas, escritas el 27 de mayo, en las que responsabiliza de su decisión a la familia García Belsunce por involucrar en el caso a Pachelo y ratificó que la tarde del crimen de María Marta, su hijo la acompañaba en al shopping Paseo Alcorta donde realizó la compra de un juguete para su nieto.

Pachelo, en declaraciones periodísticas, responsabilizó a la familia García Belsunce y a los medios de comunicación por el suicidio de su madre. «No tienen derecho de haber hecho lo que hicieron, esto es peor a que me metan preso por el resto de mi vida», enfatizó, notablemente alterado, tras la muerte de su madre.

Seguir leyendo
El Argentino
Click para comentar

Deja un comentario

Judiciales

Siguen dos prófugos en crimen del DJ

Al cumplirse un año del asesinato de “Lele” Gatti en Mar del Plata se espera por el juicio a dos detenidos y se busca a los cómplices, que nunca pudieron ser localizados.

Publicado hace

#

Por Néstor Llidó

Ya pasó un año del crimen del popular DJ Leandro “Lele” Gatti, ocurrido durante un robo en la playa de estacionamiento de un boliche dt la zona marplatense de Playa Grande, pero dos de los miembros de la banda que lo asaltó aún continúan prófugos.

En tanto, otros dos de los acusados del crimen cumplen prisión preventiva a la espera de ir a juicio, en una causa donde los investigadores del caso tienen determinado los roles que cumplieron cada uno de los que participaron del hecho.

“Lele” Gatti (de 32 años) fue asesinado de un tiro en el pecho en la madrugada del 26 de septiembre de 2021, cuando salía de trabajar del boliche “Mr. Jones” y fue abordado por dos sujetos que se desplazaban en moto, junto a dos cómplices que le hicieron de “apoyo” en un auto.

Por el crimen están detenidos con prisión preventiva y alojados en la Unidad Penal Nro. 44 de Batán, tanto Luis Alberto Ytzcovich, como Fernando Alberto Romito, quienes deberán enfrentar un juicio oral que aun no tiene fecha de inicio como imputados del delito de “homicidio en ocasión de robo”.

A su vez, en el marco de la investigación, continúan prófugos y con pedido de captura José Maximiliano Vergara (de 28 años y sindicado como autor del disparo mortal) y Eduardo Maximiliano Urra Zapata (34). Para dar con ellos, el Ministerio de Seguridad bonaerense ofrece una recompensa de hasta 4.000.000 de pesos a quienes aporten datos sobre su paradero.

Ante el primer aniversario del caso, familiares, amigos y colegas de Leonardo Lelle se concentrarán este lunes, desde las 19 en las escalinatas ubicadas a metros del boliche, en Playa Grande, para exigir que se haga justicia y la captura de los dos prófugos

Seguir leyendo

Las más leídas