fbpx
Conectate con El Argentino

Denuncia

Burlando acompañará su alegato con un video y denunciará falsos testimonios

El abogado que representa a los padres de Fernando Báez Sosa en el juicio por el crimen del adolescente golpeado salvajemente por los ocho rugbiers, adelantó que exhibirá un material con imágenes ya incorporadas en la causa y que pedirá que se investigue por falso testimonio a cuatro personas.

Publicado hace

#

El abogado Fernando Burlando, quien representa a los padres de Fernando Báez Sosa en el juicio que se les sigue a los ocho rugbiers acusados de matarlo a golpes, dijo que en su alegato presentará un video con las imágenes ya incorporadas a la causa para sostener las acusaciones y adelantó que pedirá que se investigue por falso testimonio a al menos cuatro personas que declararon en el debate.

En el ingreso a los tribunales de Dolores, donde esta miércoles se llevarán adelante los alegatos de la fiscalía y el suyo, el letrado dijo que en el video con el que acompañará la exposición se resalta «a los protagonistas» y que la idea es poner «en bandeja» al tribunal las imágenes y «una pequeña recreación» en la que además de la postura acusatoria «va a surgir en muchos casos la mendacidad de los acusados».

«Son las mismas imágenes, no hay nada editado, no hay nada cambiado», aclaró. Luego, adelantó que «es factible» que pida en su alegato que se investigue a testigos por falso testimonio: «Hay cuatro candidatos, decidimos esperar el momento justo para eso, me parece el momento oportuno hoy», sostuvo.

Finalmente, sobre la posibilidad de que los rugbiers sean condenados por «homicidio en riña», que sería el cargo que trataría de demostrar la defensa en su alegato de mañana, Burlando manifestó: «No lo veo posible, hay mucha contundencia en cuanto a que se trata de una asesinato salvaje, horroroso, donde todo el mundo sabe que a Fernando lo acorralaron, lo atacaron entre ocho personas, planearon la situación, lo amenazaron previamente, salieron en su búsqueda, lo emboscaron. Todo eso se ve».

Seguir leyendo
El Argentino
Click para comentar

Deja un comentario

Argentina

Patota de Lewis: denuncia penal a funcionarios de Río Negro

Es por la responsabilidad en el ataque de Lago Escondido contra manifestantes que exigen soberanía nacional en el enclave británico.

Publicado hace

#

La abogada y exsenadora por Río Negro Magdalena Odarda, quien presentó un amparo en la causa judicial por el libre acceso a Lago Escondido, denunció penalmente a los empleados del magnate británico Joe Lewis por los «ataques contra los manifestantes que quisieron acceder por el camino público de Tacuifí» y a la ministra de Seguridad, Betiana Minor, y su jefe de Policía, Osvaldo Telleria, por «omitir actuar para garantizar la seguridad de las personas».

«Entendemos que con su accionar la ministra de Seguridad y Justicia y el jefe de Policía omitieron actuar para garantizar la seguridad de las personas. Los manifestantes ingresaron por un camino de uso público y recibieron golpes y lesiones que pudieron haber sido fatales», sostuvo la abogada en declaraciones para Télam.

Por este motivo, la exsenadora consideró que «además de la responsabilidad propia de la patota que llevó adelante la represión» también hay «responsabilidad política, porque se dejó actuar».

La denuncia penal se presentó este viernes al mediodía gracias a que el miércoles pasado nueve manifestantes y una fotoperiodista fueron retenidos durante dos horas y agredidos por peones rurales que responden a Lewis, en un incidente producido durante la Séptima Marcha por la Soberanía al Lago Escondido.

La agresión denunciada por participantes y organizadores de la protesta ocurrió cuando los manifestantes intentaron ingresar al Camino del Tacuifí, uno de los accesos al espejo de agua, prohibido para el tránsito público.

«No se cumplió con la sentencia del juez de Bariloche, que obligó al gobierno de Río Negro ha garantizar la salud de las personas. Más allá de que hayan podido salir, entendemos que tiene que haber un proceso penal respecto a los funcionarios públicos por incumplimiento de sus deberes y de los privados que llevaron adelante la represión», explicó la única amparista en la causa.

Las ocho personas con heridas de distinta gravedad fueron derivadas a un centro de salud de la localidad de El Foyel.

Entre los heridos derivados estaban el diputado y jefe de bloque del Frente de Todos del Parlasur, Gastón Harispe, y la dirigente del Movimiento Socialista de los Trabajadores (MST) Celeste Fierro.

El resto de los manifestantes retenidos por los hombres de Lewis fueron la fotoperiodista de Télam Alejandra Bartoliche y los manifestantes Leandro Rachid, Alfredo Chávez, Julieta Luna, Marcos Cianni, Joel Sverdlik, Alejandra Portantadino y Gabriel Berrozpe, informaron las fuentes.

Para Odarda, la violencia contra los militantes se dio porque Joe Lewis encuentra «garantías en el poder político de Río Negro» que permiten que «haya un cierre total del acceso seguro y público de Tacuifí para todas las personas»:

En septiembre pasado, la cámara de Bariloche ordenó abrir el paso a Lago Escondido por Tacuifí en las tierras que posee el magnate británico en ese paraje cordillerano y el gobierno de Río Negro encabezado por Arabela Carreras apeló esa decisión ante el Tribunal Superior de esa provincia.

«El cierre total del acceso lo habíamos denunciado hace un año, durante la pandemia se construyó ese vallado con alambre de púas y cámaras de seguridad, en remplazo a la tranquera», indicó la abogada.

Además, agregó que el vallado fue construido «a plena luz del sol, con maquinarias y camiones dela empresa Hidden Lake».

«En un lugar dónde pasan constantemente funcionarios, así que todos fueron testigos del vallado», aseguró.

La abogada explicó a esta agencia que el camino de Tacuifí existía «antes que Lewis compre el campo» y que la mansión que ostenta el empresario fue construida justo encima del mismo.

«Cerca del camino pasa la empresa hidroeléctrica que tiene Lewis, dónde utiliza el agua pública del Lago. Si se abre el camino de Tacuifí va a quedar esto al descubierto».

Según Odarda, esto significaría para Lewis «perder totalmente la privacidad que le ha dado el poder político para utilizarlo como un paraíso privado».

La única amparista en la causa indicó que se ha propuesto al magnate realizar un desvío del camino para llegar al Lago sin pasar por la mansión, pero que hasta ahora no ha sido aceptado.

Actualmente, la exsenadora y su equipo se encuentran esperando una respuesta por la recusación presentada contra los jueces del Tribunal Superior de Justicia que llevan al causa por el acceso público al camino de Tacuifí.

Odarda, quien presentó un amparo en la causa judicial por el libre acceso a Lago Escondido, denunció a los cinco jueces que componen el Tribunal Superior de Justicia de la provincia por «parcialidad» y pidió sus recusaciones por considerar que tienen «relación directa con el poder político» local.

En septiembre pasado, la cámara de Bariloche ordenó abrir el paso a Lago Escondido en las tierras que posee el magnate británico Joe Lewis en ese paraje cordillerano y el gobierno de Río Negro encabezado por Carreras apeló esa decisión ante el Tribunal Superior de esa provincia.

En este sentido, Odarda, quien hace 18 años presentó un amparo para garantizar el acceso a esa tierras que se encuentran en conflicto con la justicia, denuncia que los jueces del tribunal superior de Río Negro «tienen relación directa con el poder político de la provincia».

Odarda contó a Télam que el pasado 26 de diciembre presentó esta recusación contra los magistrados Sergio Barotto, Liliana Pichinini, Sergio Ceci y Ricardo Apcarian, a través de un escrito que los abogados Juan Ernesto Montecino Odarda y Juan Martín Palumbo formalizaron ante el Superior Tribunal provincial.

«La recusación tiene como objetivo garantizar la imparcialidad de los magistrados y su neutralidad con el fin de asegurar el debido proceso previsto en el artículo 18 de la Constitución Nacional», indicaron los letrados en el texto que presentaron.

Odarda aseguró a Télam que el resultado de la presentación judicial se debería recibir en las próximas dos semanas, aunque admitió que el juez Apcarian ya indicó que «no se va a apartar» y que «quiere dictar sentencia».

«Estamos litigando junto a distintas organizaciones sociales contra el poder real de Río Negro, que es Joe Lewis», concluyó.

El Argentino
Seguir leyendo

Las más leídas